Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Grace y Charlene, dos orígenes y un destino

La esposa de Rainiero era una estrella de Hollywood. La prometida de Alberto fue nadadora olímpica. Las dos renunciaron a sus sueños por el corazón de un príncipe.

La esposa de Rainiero era una estrella de Hollywood. La prometida de Alberto fue nadadora olímpica. Las dos renunciaron a sus sueños por el corazón de un príncipe.

1 de 10
Del cine a la piscina

La norteamericana y la sudafricana proceden de mundos muy distintos. Grace, actriz de vocación, protagonizó 30 títulos, entre ellos 'Mogambo' con Clark Gable (a la izda.), y conquistó un Oscar como 'Mejor Actriz' por "La angustia de vivir".

Charlene, nadadora profesional, participó en las Olimpiadas de Sydney 2000 y ganó tres medallas en la Copa del Mundo 2002.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
Noche plisada

La novia de Alberto de Mónaco comparte con la que hubiera sido su suegra el gusto por los trajes de noche. Aquí, ambas con un vestido largo de tirantes con falda de pliegues.

Grace medía 1,70 metros, y Charlene mide 1,76. Esa altura hace que ese tipo de modelos favorezcan a ambas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
En bañador

A la madre de Alberto de Mónaco no le importaba lucir su espléndida figura en bañador aunque fuera por exigencias del guión.

La nadadora lo hacía por obligación para competir en piscinas de todo el mundo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Al vuelo

La esposa de Rainiero presumía de elegancia allá donde iba. Le gustaban los vestidos con vuelo y tapaba sus hombros con una capa o chal.

Charlene sigue su ejemplo en las grandes ocasiones, como en la boda de Victoria de Suecia el 19 de junio de 2010.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Con camisero

El vestido camisero es una de las tendencias de este verano. Grace Kelly ya lo lucía con estilo en la década de los setenta y la sudafricana lo eligió para acudir a una competición de atletismo en Mónaco el pasado mes de julio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
Tono pastel

Los colores claros y las líneas sencillas eran del gusto de Grace. Y también gustan a Charlene. No es lo único que tienen en común.

A la primera dama de Mónaco le preocupaba el medio ambiente y las causas humanitarias. A la joven también.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
De Rojo

"La princesa Grace fue una persona muy pero que muy especial, una actriz excelente, una madre maravillosa, una consorte muy querida en el Principado", explica la prometida de Alberto sobre la madre de éste.

Para la noche, el rojo es uno de los colores de ambas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Mantilla

Para algunos actos oficiales, el protocolo exige mantilla. Charlene, como ya hizo Grace, la luce con maestría.

La sudafricana sabe que las compararán. "Nadie puede ser comparado con la princesa Grace. Todavía no es el momento de que me comparen con ella", asegura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
Sólo la muerte los separó1955-1982

1955-1982
En mayo de 1955, el Festivel de Cine de Cannes unió al príncipe Rainiero de Mónaco con la actriz Grace Kelly. Un año después, la pareja se casó por lo civil el 18 de abril de 1956 y, por la iglesia, un día después.

De su unión nacieron tres hijos: Carolina (1957), Alberto (1958) y Estefanía (1965). Un trágico accidente de coche el 14 de septiembre de 1982 acabó con la vida de la princesa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Quieren tener hijos muy pronto

2006-2011
En el año 2000, Alberto de Mónaco conoció a Charlene Wittstock en una competición de natación en Mónaco. "Supe que él era mi hombre ideal", ha contado ella sobre ese encuentro.

Sus caminos se separaron pero, en febrero de 2006, comenzó su historia de amor. Ella dejó la natación, se trasladó al Principado y espera con ilusión al 1 y 2 de julio, cuando se casarán y se convertirá en princesa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo