Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Así será la coronación de Guillermo y Máxima de Holanda

Ya está todo a punto para el 30 de abril, en el que la reina Beatriz dejará el trono de Holanda para cedérselo al nuevo rey, Guillermo Alejandro. Serán dos días sin grandes pompas y sin regalos para el nuevo monarca, por deseo expreso de la reina y los príncipes, y con una gran protagonista, Máxima. Así será la investidura (según la Constitución, los reyes y reinas de los Países Bajos no son coronados sino investidos), paso a paso. 

Ya está todo a punto para el 30 de abril, en el que la reina Beatriz dejará el trono de Holanda para cedérselo al nuevo rey, Guillermo Alejandro. Serán dos días sin grandes pompas y sin regalos para el nuevo monarca, por deseo expreso de la reina y los príncipes, y con una gran protagonista, Máxima. Así será la investidura (según la Constitución, los reyes y reinas de los Países Bajos no son coronados sino investidos), paso a paso. 

1 de 18
Dos días de actos sin pompa

El 30 de abril, fiesta nacional de Holanda, el país entero se echará a la calle para celebrar un momento histórico.

Guillermo Alejandro jurará su cargo como Jefe de Estado y se convertirá así en rey de los Países Bajos, el primero en los últimos 123 años, tras la abdicación de su madre, Beatriz.

Por su parte, Máxima, princesa de los Países Bajos, pasará a ser llamada, por ser esposa de Guillermo, reina. 

La pareja hereda el cariño de un pueblo que la reina Beatriz ha sabido granjearse a lo largo de tres décadas de reinado y cuyo trono deja en la cima de la popularidad. 

Serán dos días intensos llenos de celebraciones en distintos escenarios, aunque sin grandes pompas. 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 18
Un matrimonio plenamente preparado

El 28 de enero Beatriz de Holanda anunciaba que cedía al trono en un discurso retransmitido por radio y televisión. 

La reina aseguraba que no abdicaba ''porque el cargo me sea demasiado pesado, sino para pasar la responsabilidad a nuevas manos" mientras alababa a Guillermo y Máxima, de quienes dice que ''están plenamente preparados para esta tarea''. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 18
Un equipo de tres

Beatriz cede el trono a su hijo primogénito, Guillermo, con quien tiene una magnífica relación.

Como confesaba Guillermo en una reciente entrevista, sabía de la decisión de abdicar de su madre desde hace un año y si pudieron guardar el secreto desde entonces hasta el anuncio oficial de la reina ha sido porque ''somos un equipo de tres y nada podía salir''.

Ese día los tres serán los grandes protagonistas de las celebraciones, que comienzan la noche anterior. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 18
Cena de gala el día antes

En la última noche como monarca, la del lunes 29 de abril, la reina Beatriz ha organizado una cena de gala de despedida para toda la familia real, además de los representantes de las casas reales europeas, que no podrán ser reyes o jefes de Estado, y las misiones de representantes extranjeros y nacionales.

La llegada de invitados a esta cena, que dará comienzo a las 8 de la noche en el «Rijksmuseum» (Museo del Reino) de Ámsterdam, será el único acto frívolo de los actos de cambio de monarca.

El edificio del «Rijksmuseum» (Museo del Reino) llamado también «Museo Nacional de los Países Bajos», es del siglo  XIX y tras 10 años de trabajos de restauración, realizados por los arquitectos españoles Cruz y Ortiz, se abrió de nuevo al público el pasado 13 de Abril.

Aunque la lista de invitados aún no se ha hecho pública, se sabe por sus agendas, que asistirán los príncipes de Suecia, Victoria y Daniel, los de Noruega, Haakon y Mette-Marit, así como los de España, Felipe y Letizia y los de Dinamarca, Federico y Mary.

También estarán presentes los grandes Duques herederos de Luxemburgo y otros representantes de casas reales que todavía no han confirmado su presencia.

La llegada de los invitados será por riguroso protocolo real, siendo la reina Beatriz la última en llegar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 18
Hace 33 años

Ya en la jornada siguiente, el día 30, se producirá el gran cambio.

La elección de este día se debe a que el país celebra el ''día de la reina'' ya que fue el 30 de abril de 1980, cuando la princesa Beatriz fue investida reina del reino de los Países Bajos. Según la Constitución, los reyes y reinas de los Países Bajos no son coronados sino investidos.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 18
30 minutos para pasar de reina a princesa

El primer acto del día comenzará a las 10 de la mañana con la ceremonia de abdicación de la reina Beatriz, que tendrá lugar en la ''Moseszaal'' (Sala de Moisés) del Palacio Real de Ámsterdam.  

Como todo lo que es oficial en los Países Bajos, será una ceremonia corta y sobria que no llega a los 30 minutos.

En la sala estarán presentes los presidentes del Senado y de la Cámara de Representantes, del Consejo de Ministros del Reino completo y los miembros de la Familia Real, además de los gobernadores y los primeros ministros de Aruba, Curaçao y Sint Maarten,  países caribeños que forman parte del Reino de los Países Bajos. No habrá otros invitados ni locales ni extranjeros.

Tras un breve discurso de despedida de la reina, el director de la ''Oficina de la Reina'', lo que en otros países se llama Mariscal de la Corte, leerá en voz alta el acta de abdicación, que aquí llaman el ''instrumento de abdicación'', al que Beatriz dará su consentimiento por medio de su firma, y que también firmarán los testigos.

También, y en el momento en que la reina Beatriz firme el acta de abdicación, dejará de ser reina reinante y regente para pasar a ser Su Alteza Real la Princesa Beatriz de los Países Bajos, Princesa de Orange-Nassau.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 18
El nuevo rey y su heredera

En ese mismo momento en que la reina Beatriz firme el acta de abdicación, su primogénito, el príncipe Willem-Alexander Claus George Ferdinand, cuyo nombre se ha traducido al español como Guillermo Alejandro Nicolás Jorge Fernando, perderá su título de Príncipe de Oranje, que sólo puede ostentar el heredero, para pasar a ser Su Majestad el rey Willem-Alexander (Guillermo-Alejandro), Rey de los Países Bajos y Príncipe de Orange-Nassau.

También en ese mismo momento la princesa Catharina-Amalia, primogénita de Guillermo-Alejandro y Máxima, se convertirá en princesa heredera y por tanto, recibirá sin más el título de Princesa de Oranje, mientras sus hermanas, las princesas Alexia y Ariane, continuarán siendo solo princesas de Oranje-Nassau, aunque estén en la línea de sucesión al Trono.

 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 18
El tratamiento de Máxima

En el gran día, Máxima, que se ha ganado el cariño de todos los holandases, no contará con la compañía de su familia, ya que así lo han decidido personalmente los príncipes.

Máxima pasará a llamarse su Majestad la reina Máxima, Princesa de los Países Bajos, Princesa de Orange-Nassau, pero como explica la Casa Real ''por tradición y por su condición de ser la esposa del rey''.

Esto quiere decir que tanto Guillermo-Alejandro como Máxima serán tratados con los títulos de ''su majestad el rey'' o ''su majestad la reina'', pero mientras el rey Guillermo-Alejandro tiene el título de ''Rey de los Países Bajos'', la reina Máxima es sólo ''Princesa de los Países Bajos''.

La reina Máxima no tendrá los poderes de la reina Beatriz

El título de reina no significa que la ahora princesa Máxima vaya a tener los poderes y responsabilidades de una monarca reinante.

La reina Beatriz es, hasta el día de su abdicación, la jefa del Estado y por tanto, la monarca reinante según la Constitución. La princesa Máxima no será la jefa del Estado sino la esposa del jefe del Estado.

Tampoco Máxima se convertirá en monarca en el caso de la muerte del rey o que éste quedara incapacitado para reinar mientras el heredero, en este caso heredera, sea menor de edad.

El título de monarca pasará a su hija, la princesa Catharina-Amalia, que es la heredera al Trono, porque además ostentará el título de Princesa de Orange.

Durante la minoría de edad de la heredera será el Parlamento el que nombre a un o una regente de acuerdo con la Constitución.

También será el Parlamento el que regulará la custodia y responsabilidad paternal de la heredera mientras sea menor de edad, nombrando si es necesario un Consejo de Guardianes según el Art 34 de la Constitución, por lo que Máxima puede hasta perder la patria potestad de la hija.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 18
Saludo desde el balcón del palacio

Finalizada la ceremonia de abdicación, el ya rey Guillermo-Alejandro, la reina Máxima y la ahora princesa Beatriz de los Países Bajos aparecerán juntos en el balcón del Palacio Real de Ámsterdam.

Tanto la reina saliente como el rey entrante dirigirán unas palabras a sus súbditos desde el balcón e inmediatamente después, sonará el ''Wilhelmus'', el himno nacional de los Países Bajos, que el más antiguo del mundo y en cuya letra se honra al rey de España.

Al finalizar el himno y no antes, las niñas Catharina-Amalia, que ya es la heredera y por tanto la Princesa de Orange, junto con sus hermanas las princesas Alexia y Ariane, se unirán a sus padres en el balcón del Palacio Real.

Cincuenta minutos después del comienzo de la ceremonia, a las 10:50 de la mañana, todo ha terminado. Hasta las 13:30  que da comienzo la ceremonia de investidura.

 

 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 18
La ceremonia de investidura

Aunque no se trata de una ceremonia religiosa, la ceremonia de investidura del rey se hace en la llamada ''Nieuwe Kerk'' (Iglesia Nueva o Nueva Iglesia), que está al lado del Palacio Real, porque así lo estipula la Constitución.

El acto dará comienzo a la 1 y media de la tarde con la apertura en la iglesia de la sesión conjunta de los Estados Generales, las dos cámaras legislativas que en España equivalen al Senado y al Congreso.

Veinte minutos más tarde, a las 13:50, la ya princesa Beatriz (en la imagen cuando fue investida reina) y los demás miembros de la familia real salen andando hacia la ''Nieuwe Kerk'' (Iglesia Nueva) que está al lado del Palacio Real.  

Diez minutos más tarde, a las 14:00, el rey y su cortejo hacen lo mismo y se dirigen hacia la ''Nieuwe Kerk''.

Según la información facilitada por la casa real, el rey Guillermo-Alejandro vestirá un frac con corbata blanca con el mantón real de armiño encima. Este mantón ha sido usado en las investiduras de las últimas tres reinas.  

La reina Máxima llevará un vestido de noche largo, aunque no ha querido desvelar cuál. No se sabe si será un diseño nuevo o bien, manteniendo la línea de austeridad, uno de los que ya ha usado antes.

Tampoco habrá regalo del pueblo para el monarca. Dada la situación económica actual, la reina Beatriz considera que el país no debe hacer ningún regalo a la pareja real. Esta opinión también es compartida por Guillermo y Máxima.

Ambos han dicho que el entusiasmo popular y una amplia participación en los diversos actos y celebraciones es más importante que los regalos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 18
La corona real

No se sabe si las ''regalias'', los objetos que simbolizan el poder real, serán llevados en procesión hasta la iglesia o ya estarán presentes junto con un ejemplar de la Constitución sobre el cual el rey prestará juramento.

Las ''regalias'' son las insignias o emblemas de un monarca, especialmente la corona, el cetro, el orbe, la espada u otro ornamento usado en la ceremonia de coronación, o bien en ocasiones especiales donde la vestimenta y los ornamentos deben indicar el estatus o posición del que los lleva.

La corona es la ''regalia'' que simboliza la soberanía del Reino de los Países Bajos y la dignidad del Jefe de Estado. Esta corona fue hecha en 1840 y costó en ese año la fortuna de 1.400 Florines Holandeses.  

La corona tiene 23,5 cm de alto y en la parte más ancha de 31 cms de diámetro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 18
El cetro real

El cetro simboliza la autoridad del rey. Este ejemplar está fabricado con plata dorada en 1840 por la empresa H.A. Meyer e Hijos en La Haya. La longitud es de 81 cm.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
13 de 18
El orbe real

El orbe real simboliza el territorio del reino sobre el que reina el rey. La esfera tiene una altura de 24 cms y un diámetro de 15,5 cms. Lo fabricó la empresa H.A. Meyer & Hijos en 1840 en La Haya. Está hecho de plata dorada y decorado con piedras preciosas azules y rojas.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
14 de 18
El estandarte real

En el estandarte del reino, también llamado pabellón real, está el escudo de armas nacional, que también son las armas del rey, representado por dos leones con corona sobre el lema de la casa Oranje-Nassau, que dice (en francés) «Je maintiendrai» (Yo mantendré).

El fondo es blanco de seda moiré y adornado con franjas azul y oro. La barra de la que cuelga tiene 257 cm de largo.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
15 de 18
La espada real

La espada real simboliza el poder del rey. La empuñadura está chapada en oro y decorada con piedras de cristal. Mide 1,38 metros y la fabricó la empresa P. Mansvelt & Son, en La Haya. Tanto la empuñadura como la vaina están cubiertas de una tela de terciopelo morado-rojizo hecha por la empresa Van Meerbeke de Bruselas.

Durante la investidura de la reina Wilhelmina (Guillermina) en 1898, la espada real, que algunos llaman imperial, fue usada por el general Charles van der Heijden, ex gobernador de Aceh.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
16 de 18
Juramento sobre la Constitución

La ceremonia de juramento e investidura tendrá lugar entre las 2 y las 3 y media de la tarde. El rey pronunciará un discurso delante de las dos cámaras de los Estados Generales y jurará sobre la Constitución.

La investidura y juramento sólo la hace el rey Guillermo-Alejandro, aunque su esposa la reina Máxima esté a su lado, ella no prestará juramento porque es reina consorte sin ningún poder.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
17 de 18

Al finalizar la ceremonia de investidura a las 3 y media de la tarde, el recién investido rey Guillermo-Alejandro y su esposa la reina Máxima, volverán al Palacio Real, donde a partir de las 4 y media y hasta las 6 de la tarde ofrecerán una recepción a los invitados de la realeza, representantes extranjeros, dignatarios y miembros de los Estados Generales y de los Estados de Aruba, Curaçao y St. Maarten, al Consejo de Ministros del Reino, al Consejo de Estado, Gobernadores y primeros ministros de Aruba, Curaçao y Sint Maarten, así como al Cuerpo diplomático acreditado que acudirán a felicitarles.

El día finalizará para la pareja real y sus hijas con un desfile en barco por el río IJ, que también se considera bahía. Zarparán desde el Instituto Eye del Cine y pasarán por el Parque Oever y el ''Kop van Java''. En varios lugares, a lo largo de la ruta, serán obsequiados con un programa de festejos que incluye hasta una competición de vela.

Seguidamente, el rey y la reina asistirán con sus invitados a una fieta final en el Muziekgebouw aan't IJ, en la que el anfitrión será el primer ministro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
18 de 18
Bandera logo para el cambio de trono

El primer ministro de los Países Bajos, con la aprobación del Consejo de Ministros, decidió ordenar el diseño y fabricación de una ''bandera-logo'' especial para conmemorar el cambio de Trono del 30 de Abril.  

La orden ministerial se aplicará a todos los edificios del gobierno central. Los municipios y condados tienen la obligación de actuar en consecuencia.

Este ''logo'' de la bandera holandesa con gallardete en naranja se usará hasta el atardecer del 30 de abril. Después de la firma de abdicación, así como después de la promulgación de la investidura del rey, sonarán las campanas de los templos.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo