Anabel Pantoja cuenta los secretos del bautizo de Carlota

La pequeña del matrimonio Rivera Rosales era bautizada ayer ante la atenta mirada de su familia, que celebró el gran día por todo lo alto.

Ayer se celebraba el esperado bautizo de Carlota, la hija pequeña de Kiko Rivera e Irene Rosales. Aunque hubo notables ausencias, entre ellas la de su madre, Isabel Pantoja, que no aparecía por la parroquia, aunque si acudió al convite, fue una reunión familiar en toda regla.

Una reunión familiar propia de los Pantoja, con esos ingredientes que nunca faltan en las fiestas de la casa; mucho baile, cante, y comida.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Era la propia Anabel Pantoja a su salida del convite quien contaba a 'Socialité' todos los detalles de lo que ocurría puertas adentro; "He comido de todo, ensaladilla, queso, dos tartas...".

Ella misma compartía en sus redes sociales varios vídeos, copazo en mano, y brindando por la pequeña.

Bailaron mucho, así lo confesaba Kiko Rivera al dejar la reunión. Sin duda, un día muy feliz para la familia Pantoja, delatado por la sonrisa de todos los invitados, sobre todo la de Isabel Pantoja, que lucía radiante al salir del convite después de siete horas.

La tonadillera era la última en abandonar la celebración, demostrando que está hecha toda una jovenzuela.

Después del convite siguió la fiesta en la discoteca, aunque en esa ocasión con los invitados mucho más reducidos...

Publicidad - Sigue leyendo debajo