Primeras palabras de Ona Carbonell tras ganar 'Masterchef Celebrity'

La nadadora se coronó como la ganadora del programa de TVE, tras enfrentarse a Paz Vega en la final. Después de un duelo entre amigas, Ona se llevó el delantal de oro y los 75.000, que donó a una ONG. Después de 11 semanas solo centrada en la cocina, nos cuenta cuáles son sus próximos planes.

ONA CARBONELL GANADORA DE MASTERCHEF CELEBRITIES
Gtres

Ona Carbonell se coronó como la flamante ganadora de la tercera edición de 'Masterchef Celebrity' tras enfrentarse en la final a Paz Vega. La olímpica conquistó al jurado con unos platos innovadores, en los que utilizó herramientas propias de los mejores chefs, como el isomalt. Además del deseado delantal de oro, la deportista pudo donar 75.000 euros a la Fundanción Pequeño Deseo, que trabaja por cumplir los deseos a niños con enfermedades graves. Ona ha sabido sobreponerse a todos los retos del programa, que no han sido pocos, y también a la continua tensión entre dos de sus compañeras: Antonia Dell'Atte y Carmen Lomana. Ahora, con más calma, y después de haber visto la final rodeada de sus compañeros, Ona concede su primera entrevista como ganadora del talent culinario.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Qué te llevas de estas 11 semanas?

Me quedo con mis compañeros y poder haber donado 75.000 euros.

¿Te ha ayudado a ganar tu paso por los restaurantes de los hermanos Roca?

Sí, porque cuando hice el casting no tenía ni idea. Lo primero que hice fue llamar a Saúl Craviotto, y él me dijo: "Tienes que pasar todo el tiempo que puedas en restaurantes".

¿Vas a seguir ligada a la cocina?

Ahora cambio mis sueños y pesadillas, de entrecots y bechamel, a otra vez intentar mejorar para afrontar este séptimo mundial mejor manera posible. El deporte nunca frena y aparecen chicas, rusas, más jóvenes que yo… Ahora sí que me alimentaré mejor, sobre todo las cenas.

Gtres

¿Tienes pensado abrir un restaurante?

Por ahora tengo muchos frentes abiertos. Entreno muchas horas al día, y estoy intentando acabar la universidad de una vez por todas. Aunque no descarto nada. Pero ahora la sincro es lo más importante.

¿Qué tal con tus compañeros?

Me llevo amigos. No conocía a ninguno y ahora me llevo super bien con ellos. Mario me ha cuidado; Santiago también, Paz es lo más, con Dafne me llevo super bien, Boris es el tío más culto del mundo...

¿Y con Antonia y Carmen?

También he aprendido mucho de ellas. De Carmen, la serenidad. Y de Antonia, que a veces hay que imponerse, ese carácter que a veces me falta, incluso en el deporte. Nos ponen en situaciones complicadas y cada uno responde como puede. Ha habido momentos muy duros pero el aprendizaje ha sido brutal a nivel gastronómico y humano.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Gtres

¿Y ahora?

Mañana a las 8 ya estoy entrenando. Seguiré soñando con todo esto. Además, mi entrenadora es muy fan de Santiago Segura, y le he dicho que algún día que las cosas no salgan muy bien, se pase por allí.

¿Qué tal has llevado las críticas de los jueces?

Me daban respeto, aunque yo estoy muy acostumbrada a que me digan: no está bien, no es perfecto, hay que mejorar. He intentado tomármelo bien, en positivo. Eso significa que tengo margen de mejora. Pepe es maravilloso. Jordi parece super duro pero luego no lo es. Y Samantha... es maravillosa. He aprendido mucho gracias a ellos.

¿Cómo te sientes con el trofeo en la mano?

Mucha ilusión y estoy muy agradecida por la oportunidad que me han dado de vivir esta experiencia. Ha sido como un sueño estar con mis compañeros: que para mí son ídolos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo