Los Reyes de Noruega, en cuarentena

La Familia Real de Noruega ha tomado medidas de prevención ante el coronavirus. Los monarcas han cancelado sus agendas y se reunirán telemáticamente.

Harald y Sonia de Noruega en su visita a Chile
Getty Images
  • Los Reyes de España dan negativo en coronavirus
  • Mette-Marit, grupo de riesgo.

    La Familia Real de Noruega se encuentra muy concienciada con las prevenciones por el contagio del coronavirus. Los Reyes, Harald y Sonia, han sido de los primeros monarcas de la realeza europea en ponerse en cuarentena a pesar de no haber sentido ninguno de los dos los síntomas que alertan de esta enfermedad. Por ahora, han decretado ser apartados de todos los eventos evitando así el contacto con otras personas que pudieran ser portadoras del virus, reduciendo el riesgo a ser contagiados, tal y como ha informado la televisión estatal, NRK. En este medio se ha remarcado que ninguno de los presenta ningún síntoma.

    La pareja de monarcas ha tomado todas estas medidas después de que la Organización Munidal de la Salud decretara el COVID-19 como pandemia tras la escalada de contagios a nivel mundial. En Noruega se han confirmado 489 casos de contagio de esta enfermedad y ningún fallecido. Los números se han multiplicado por 4 en tan solo tres días, lo que ha llevado al Gobierno a decretar medidas preventivas como prohibir las reuniones de más de 50 personas en la capital mientras que las actividades del palacio serán canceladas o pospuestas hasta abril. Esta prohibición afecta a Harald, que presidirá la reunión del Gobierno, prevista para el próximo viernes, a través de viodeconferencia.

    Harald y Sonia de Noruega sentados presidiendo la ceremonia del Premio Nobel 2019
    Getty Images

    Además de los Reyes, seis miembros del Gabinete, -entre ellos los ministros de Salud y Asuntos Extranjeros-, también están bajo cuarentena. Esto es sobre todo una medida excepcional con el objetivo de que los miembros más vulnerables de la familia no enfermen, como Harald de Noruega y la princesa Mette-Marit, que padece fibrosis pulmonar crónica, una enfermedad que le hace entrar en el principal grupo de riesgo.

    La Familia Real es la segunda que cancela toda su agenda y prioriza las reuniones telemáticas, después de que la Familia Real Española se sometiera a las pruebas del COV-19 por seguridad. Y es que la Reina Letizia había estado en contacto con la ministra de Igualdad, Irene Montero, días antes de conocerse que daba positivo en esta enfermedad.

    This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
    Publicidad - Sigue leyendo debajo