Romina Malaspina y Saray Montoya firman la paz con un emotivo abrazo

Las dos enemigas acérrimas de 'Supervivientes' se reconcilian después de que la argentina viera el vídeo en el que la andaluza le pide perdón delante de toda la audiencia.

image
Telecinco

Parecía que no había la más mínima posibilidad de que Romina Malaspina y Saray Montoya hicieran las paces y enterraran el hacha de guerra. La argentina y la ‘gipsy queen’ se convirtieron en enemigas íntimas a su paso por Honduras, provocando una gran pelea entre ambas la expulsión de la segunda, que acabó agrediendo físicamente a su compañera.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Pese a que pidió perdón por su injustificable reacción, Saray se ha convertido en el azote de Romina después de su expulsión disciplinaria. La situación parecía que seguiría enquistada para siempre, más después de que a su salida del concurso Romina reconociera no arrepentirse de nada de lo que había pasado.

Telecinco

Yo he pedido muchas veces perdón por lo que hice. Aunque no lo hayas escuchado, te he pedido perdón ante toda España. A una persona que me provocó, que ya lo tenía todo anticipado y ya sabía lo que iba a hacer… Sobre lo que acabas de decir, en mi país si no te arrepientes de nada, no hay perdón ninguno”, le reprochó Saray en su entrevista con Jorge Javier.

En ‘Supervivientes: Conexión Honduras’, antes de dar paso a la entrada en plató de Romina, Sandra Barneda indicó que se había puesto el objetivo de que ambas acercaran posturas, ya que pedir que se dieran un abrazo era imposible. Sin embargo, los milagros existen, y tras ver el vídeo en el que una Saray compungida pide perdón delante de toda a España por la agresión, la ganadora del ‘Gran Hermano’ argentino, a punto de estallar en llanto, se levantó y fue directa en dirección a Saray.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Telecinco

Entre los vítores y aplausos de los presentes, ambas se fundieron en un largo abrazo que supuso la clara muestra pública de su reconciliación. El perdón no quedó solo en ese emotivo gesto y tanto Saray como Romina quisieron decirse unas palabras. “Siento mucho que por la situación que pasamos y que por esa cosa tan extrema fueras expulsada del concurso. Me hubiese gustado que siguieras en el juego como la primera semana, que nos llevábamos muy bien, que me decías que te recordaba a tu hija. No quiero quedarme con las cosas malas. Ese día lo pasamos muy mal todos… Se nos fue todo de las manos”, apuntó la argentina con la voz rota.

Por su parte, Saray dijo con lágrimas en los ojos: “Siento muchas emociones. Quiero volver a pedirle perdón, porque sé que lo hice mal. De verdad que me recordaba a mi niña, la llamaba ‘peque’. Estaba pendiente de ella como si fuera mi niña. Se nos fue los papeles, perdí mi concurso, pero aparte de eso, lo hice mal. Te pido perdón en ese aspecto”.

Telecinco
Publicidad - Sigue leyendo debajo