Pilar Rubio y Sergio Ramos sufren una baja inesperada para su boda (y desvelan el importante papel que tendrán sus hijos)

La pareja ha develado más detalles del gran día, que ya apunta a que no va a ser una boda a la vieja usanza... Cómo irá vestida, el papel que tendrán sus hijos, la gran ausencia entre los invitados...

Sergio Ramos y Pilar Rubio desvelan su fecha de boda en El Hormiguero
Gtres

Quedan tres semanas para una de las bodas más esperadas del año, la de Pilar Rubio y Sergio Ramos, una pareja más que consolidada que pondrá un broche de oro más a su relación el próximo 15 de junio. Y a poco del gran día, la pareja ya ultima los detalles del enlace... Solo treinta días antes, Sergio Ramos recibía el sacramento del bautismo en la parroquia de Nuestra Señora de la Moraleja, según informa El Confidencial Digital. Así que por lo que a ellos respecta ya están preparados, pero, ¿y todo lo demás? La propia Pilar Rubio ha desvelado algunos detalles más íntimos del enlace en una entrevista a Telva, como su esperadísimo vestido de novia; "Iré vestida de novia, pero no de novia cualquiera".

Además ha confesado que sus hijos tendrán un importante papel en la boda; "Serán los pajes", y ella "entraré del brazo de mi padre". Después de siete años juntos y tres hijos en común, Pilar y Sergio están preparados para casarse ante sus seres queridos y amigos más cercanos, sin embargo habrá una importante ausencia, la de un gran amigo de la pareja.

Se trata de Alejandro Sanz, que no podrá estar en la boda del año por motivos de trabajo, y es que la fecha coincide con un concierto que el artista tiene programado en Madrid, en concreto en el Wanda Metropolitano dentro de su espectáculo 'La Gira', que arranca el próximo 1 de junio en Sevilla y termina el 6 de julio en Santiago de Compostela.

En la boda no faltarán otros grandes rostros del mundo de la televisión, el deporte, la música, además de familiares y amigos cercanos a la pareja.

Pilar Rubio ha aprovechado para hablar, también, de su destino 'de miel', y aunque ha asegurado que todavía no han escogido el lugar donde celebrarán su luna de miel, tiene claro lo que le gustaría; "Me encantaría ir a Japon, que no lo conocemos, o perdernos en una selva", ha comentado Pilar.

Lo que está claro es que los novios se casarán y celebrarán en la más estricta intimidad, y es que uno de los detalles del enlace es que los móviles están prohibidos, ya que ambos quieren que sus invitados disfruten sin temor a ser grabados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo