Luis Tosar desvela cómo vive ser padre de dos hijos

El actor gallego acudió a 'El Hormiguero' para hablar de su última película y demostró su faceta más tierna al hablar de los hijos que ha tenido con la actriz María Luisa Mayol.

Luis Tosar El Hormiguero
El Hormiguero

Acostumbrados a verle como un 'tipo duro' en las películas que firma, Luis Tosar tiene también su lado más cariñoso y amable, sobre todo, como padre de familia. Recientemente, el actor se ha convertido en padre por segunda vez fruto de su relación con la también actriz María Luisa Mayol con quien coincide en su última película. Un nacimiento que ha hecho que su vida dé un nuevo vuelco desde el pasado mes de julio cuando nació su pequeña bebé. Esto ha hecho sin duda aflorar la faceta de padre de la que ha hablado en su visita a 'El Hormiguero' donde acudió a presentar ‘Quien a hierro mata’, un thriller dirigido por Paco Plaza y que ya está en los cines.

Luis Tosar Pablo Motos El Hormiguero
El Hormiguero

Pablo ha querido saber cómo se desenvuelve Luis como padre. El actor ha asegurado que su experiencia durante el parto de su segunda hija tuvo aún más miedo que durante el primero. “Con el primero todo fue bien, la cosa fue normal, y de pronto notas con el segundo la paranoia”, confesaba al presentador quien aseguraba que era lógico pensar en que algo pudiera salir mal: “El miedo es libre”, apuntaba el actor.

Durante la entrevista, además, Luis Tosar confesó que por muy duro que se le vea en las películas, él también es de los que pone voces dulces para hablar con su hija, mostrando la voz aguda con su acento gallego. “Eso siempre. Lo hice con el primero, ahora menos porque ya es más mayor, y también lo hago con la pequeña”, confesaba antes de demostrar cómo habla a su hija. Una voz que no pega para nada con la imagen que tenemos de él. “Cuando están en la barriga les ponemos música clásica y cuando salen les hablamos como si fuéramos tontos”, concluían entre risas el presentador y el actor.

Finalmente, el gallego enseñó algo que su hijo León, de tres años, le había dado justo antes de ir al programa. “Me ha dado un amuleto”, aseguraba, “él no sabe muy bien lo que hago aquí, solo trabajar. Y me ha dado media bellota de la suerte”, enseñaba a cámara. Una suerte que bien le vino para el reto que Pablo le tenía preparado para acabar la noche: atravesar en coche un muro de fuego. Un espectáculo con el que público e invitado terminaron disfrutando.

Publicidad - Sigue leyendo debajo