'El hombre equivocado', el resumen semanal: Buenas noticias para Özgür

Qué ha pasado en 'El hombre equivocado': El hostelero obtuvo la licencia para abrir un nuevo restaurante, pero una traición inesperada amenazó con turbar su sueño.

el hombre equivocado
Productora

      Últimamente la suerte le sonreía a Özgür. Su relación con Ezgi iba viento en popa después de haberle organizado la fiesta sorpresa por su cumpleaños y haberse reconciliado, pero esta no es la única noticia buena que recibió en el margen de una semana. Resulta que le aprobaron la licencia para abrir un nuevo local: “Mi sueño de expandirme por el extranjero está más cerca que nunca”, comento entusiasmado el empresario. El joven se lo comunicó a Ozan, que no cabía en sí de alegría.

      El chef, muy ilusionado, llamó por teléfono a Deniz para darle la buena nueva: “En parte no habríamos conseguido esto sin ti. Gracias por hacerlo posible”. Esta, para sorpresa de sus compañeros del bufete, intercambió unas cariñosas palabras con el cocinero. La pareja finalmente decidió hacer público el amor que se profesa.

      El no embarazo de Cansu

      Quien no estaba tan feliz es Gizem, que tras un nuevo problema con Özgur, visitó a Tolga para ponerse a sus órdenes. “Quiero estar en tu equipo. Estoy harta de que no se me valore como merezco”, comentó la mujer. Tolga le prometió que tendrá un puesto de trabajo a su vera, pero antes debía llevar a cabo una pequeña misión: “Sigue adelante con tu empleo en el restaurante de Özgür y dame toda la información de lo que pase dentro. Si lo haces bien, te recompensaré”. Gizem aceptó la oferta.

      Por otro lado, Cansu sintió cierto malestar y decidió hacerse unos exámenes médicos. Debido al intercambio de su expediente con el de otra paciente, pensó que está esperando un bebé. Afortunadamente, la joven regresó al hospital y el embrollo se solucionó. Antes de que pudiera confirmarle a Levent que todo fue un malentendido, el hombre vio a su amada acariciándose el vientre y creyó que si era cierto que estaba embarazada.

      Publicidad - Sigue leyendo debajo