Fran Rivera ha dado la cara tras la última polémica en la que se ha visto envuelto

El matador ha sido vetado de un evento de artes marciales en Madrid.

Fran Rivera ha sido objeto de una nueva polémica. El torero es caracterizado por tener un público muy amplio y no tener prejuicios acerca de los diferentes eventos en los que ha participado. Sin embargo, ha sido precisamente su participación en un evento fuera de lo común lo que ha causado una gran polémica que le ha salpicado durante los últimos días: había sido invitado para hacer una exhibición de aikido, arte marcial del cual es cinturón negro, en la Japan Weekend en Madrid. El marcado carácter animalista de un amplio grupo del público que asiste a este evento hizo levantar las críticas rápidamente en el momento en el que fue anunciado a través de la red social Twitter:"¿Estamos locos?", se preguntaban algunos usuarios de la red que tenían ya sus entradas para acudir a este fin de semana de exhibiciones de cultura japonesa en IFEMA.

Tras las críticas, la organización ha decidido suspender el evento. El torero ha dado unas declaraciones en las que asegura que "es muy triste que se deje que gente que insulta, amenaza y atenta contra la libertad tenga voz y voto". Aunque, ha encontrado el lado bueno a este veto y es estar con sus hijos.

Critica a aquellos que piden libertad pero que "luego si no haces lo que a ellos les gusta pues..." Lo define como "puro fascismo".

Fran Rivera plaza de toros
Gtres

La decisión de la suspensión de su exhibición de aikido, arte marcial que encaja a la perfección con el espíritu del evento, ha hecho que Fran Rivera denuncie este veto que, considera, desproporcionado. "Me mandasteis un mensaje diciéndome que no podíais garantizar mi integridad física y me parece indignante. Lo que deberían haber hecho es avisarme de que había opiniones en contra, pero el mensaje de 'Os leemos' me parece lamentable, están atendiendo a los haters, a los boicoteadores...".

Además, ha destacado que el mensaje de la organización no tenía sentido ya que "solo he sentido peligro en la plaza de toros. Llevo 20 años practicando aikido y soy cinturón negro". Un mensaje que ha sido apoyado por sus seguidores. Recientemente, además, el diestro ha protagonizado la portada de una revista japonesa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo