Diez Minutos participa en varios programas de afiliación de marketing, lo que significa que Diez Minutos recibe comisiones de las compras hechas a través de los links a sitios de los vendedores.

Dani Rovira, todo un 'Forrest Gump' en Grecia

El actor, tras superar un Linfoma de Hodgkin, que le fue diagnosticado en marzo, vuelve a practicar una de sus aficiones favoritas.


    Poco a poco, después de pasar los momentos más duros de su vida, Dani Rovira va recuperando la normalidad. El pasado 15 de agosto, el actor anunciaba que estaba curado del Linfoma de Hodgkin que le diagnosticaron en marzo –en plena pandemia–. Hace unos días, el humorista compartía que su regreso a los escenarios para marzo de 2021 con la obra 'Odio, segundo asalto' y viajaba a Grecia para grabar su nuevo proyecto en la gran pantalla: 'Mediterráneo'. Una película en la que comparte escenas junto a Eduard Fernández, Anna Castillo, Sergi López y Àlex Monner y que está inspirada en la historia de la ONG Open Arms, dedicada al rescate de inmigrantes en el mar.

    Fernández interpretará a Òscar Camps y Dani a Gerard Canals en el viaje que los dos hicieron a Lesbos (Grecia) en 2015 tras ver la famosa fotografía del niño sirio Aylan, muerto en la playa.

    Y desde Grecia, el actor ha compartido un detalle más de que, poco a poco, está retomando su 'nueva normalidad'. Una de las aficiones favoritas del humorista es el running, un deporte que ha practicado en un entorno idílico, en el paseo marítimo de la playa Nea Makri. "Vuelve el tractor", ha comentado junto a la imagen, demostrando que el trabajo no está reñido con la diversión.

    La enfermedad y el tratamiento de quimioterapia hicieron que el actor perdiese la forma física que tenía y que ahora deba recuperarla. Dani ya ha avisado que el "tractor" ha vuelto, y deja claro que se encuentra mucho mejor que cuando salió a correr por primera vez el pasado 25 de julio. "Salí a correr por primera vez después de casi 5 meses. Sufrí y disfruté a partes iguales. ¿Veis lo que tardé en hacer 7 kms? Fue algo entre lo HEROICO y lo PATÉTICO. Empezar, no de cero, sino de -2 puede ser algo frustrante o por el contrario un reto y una motivación", comentaba entonces. Lo cierto es que Dani tardó 44 minutos y lo que puede ser mucho tiempo para él, sería un récord para muchos otros.

    This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    Más de En portada