Mette-Marit reaparece después de confesar que padece fibrosis pulmonar

La princesa de Noruega retoma su agenda institucional después de haber dado la noticia de su grave enfermedad. La Casa Real Noruega ha alterado el papel de la esposa del heredero.

Mette-Marit de Noruega
Gtres

La princesa Mette-Marit de Noruega ha vuelto a retomar su agenda pública. Después del anuncio que conmocionó a todo el país sobre su grave enfermedad, la esposa del heredero a la corona noruega, Haakon de Noruega, ha vuelto a un acto público junto a la Familia Real. Es la primera vez que se puede observar a la princesa después de que la Casa Real anunciara que padece una grave fibrosis pulmonar, lo cual ha obligado a protocolo a cambiar el papel que ejerce como esposa de Haakon Magnus de Noruega y, por tanto, futura reina consorte.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Gtres

Sonriente y de la mano de su esposo. Así ha aparecido la futura reina consorte de Noruega, desprendiendo normalidad ante un anuncio que ha afectado al protocolo de la Casa Real nórdica. Y es que, Mette-Marit de Noruega confesó que está diagnosticada con fibrosis pulmonar, una enfermedad que afecta a la respiración de quienes la padecen, generando tos, fatiga y problemas para para poder hacer una respiración completa. En algunos pacientes esto provoca la pérdida aparente de peso, dolor de músculos y de articulaciones.

Todo ello reducirá las apariciones públicas de la princesa y, por tanto, su papel institucional como representante de la Casa Real. No obstante, apenas unos días después de hacer el anuncio, Mette-Marit de Noruega se ha dejado ver en una cena oficial en el Parlamento, donde ha elegido un radiante vestido en tono morado oscuro, ceñido a la cintura con una cinta negra, a juego de las mangas de gasa que terminan el vestido. Además, ha elegido una de las tiaras más sencillas de la joyería de la Casa Real. A ella llegó de la mano de su marido, quien sostenía en su brazo a su tía, la princesa Astrid Fru Ferner, quien eligió un vestido largo en blanco cubierto por una gasa blanca con encaje que realizaba también las mangas más cortas de su vestido.

Gtres
Publicidad - Sigue leyendo debajo

No es la primera vez que Mette-Marit es protagonista por sus problemas de salud. Ya en el mes de abril fue operada de una cirugía menor coincidiendo con el anuncio meses antes de una dolencia leve, el 'Síndrome de los cristales', que la impedía también desarrollar algunas actividades de la agenda pública, de la cual ahora participará cada vez menos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo