La historia real de 'Dahmer': por qué tenía fotos polaroids de sus víctimas

Jeffrey Dahmer, uno de los asesinos en serie más conocidos de Estados Unidos, tomaba fotos Polaroid de sus víctimas antes y después de matarlas. Pero, ¿por qué?


        Jeffrey Dahmer, uno de los asesinos en serie más conocidos de Estados Unidos, y ahora protagonista de la serie más vista de Netflix, tomaba fotos Polaroid de sus víctimas antes y después de matarlas. Los detectives que registraron su apartamento encontraron más de 600 fotos, muchas de las cuales mostraban a hombres desnudos en diversas posiciones sexualmente explícitas.

        Os hemos contado la historia real de la muerte de Dahmer, pero ahora nos preguntamos: ¿Por qué Dahmer tomó estas fotos? Algunos expertos creen que intentaba crear una "colección de trofeos" de sus víctimas, de forma similar a como un cazador puede coleccionar las cabezas de los animales que ha matado. Otros creen que intentaba crear recuerdos que le ayudaran a revivir los asesinatos una y otra vez.

        Otros creen que Dahmer tomó las fotos como parte de un espantoso ritual que le ayudaba a sentirse más poderoso. Sea cual sea el motivo, las fotos Polaroid ofrecen una visión inquietante de la mente de un asesino.

        dahmer real polaroids

        La historia real de 'Dahmer': ¿Cómo ayudaron estas fotos Polaroid a la policía a reunir pruebas contra Dahmer?

        El 22 de julio de 1991, la policía de Milwaukee recibió una llamada de un hombre que afirmaba haber sido drogado y encarcelado por Jeffrey Dahmer. Cuando la policía llegó al apartamento de Dahmer, encontró fotos Polaroid de hombres desnudos, algunos de los cuales parecían estar muertos o inconscientes.

        Dahmer dijo a la policía que las fotos formaban parte de una "fantasía sexual" y que los hombres que aparecían en ellas habían participado voluntariamente. Sin embargo, la policía pronto se dio cuenta de que las fotos eran una prueba de los horribles crímenes de Dahmer. Las fotos ayudaron a relacionar a Dahmer con varios asesinatos sin resolver, y finalmente fue detenido y condenado por el asesinato de 17 personas.

        El espantoso caso conmocionó al país y puso de manifiesto los peligros de dejar a los criminales violentos en libertad. Gracias en parte a las fotos Polaroid, se hizo justicia en este horrible caso.

        evan peters becomes serial killer jeffrey dahmer in chilling 1st look

        Según un artículo publicado en 1994 en The American Journal of Forensic Medicine and Pathology, Dahmer se sentía frecuentemente solo y anhelaba "recuerdos que le hicieran compañía". A principios de la década de 1990, conmocionó a la nación cuando se revelaron los detalles de sus espantosos crímenes. Dahmer llevaba más de una década matando y descuartizando a hombres y niños, y a menudo conservando las partes de sus cuerpos como espeluznantes trofeos.

        Uno de los aspectos más desconcertantes de sus crímenes era su costumbre de tomar fotos Polaroid de sus víctimas antes y después de matarlas.

        Aunque las motivaciones de los crímenes de Dahmer nunca se conocerán del todo, algunos expertos creen que su padre pudo influir en su salud mental. El padre de Dahmer era un alcohólico que estaba emocionalmente distanciado de su familia.

        Se ha sugerido que esta distancia emocional puede haber contribuido a los sentimientos de aislamiento y soledad de Jeffrey, que pueden haberle llevado a cometer actos tan horribles.

        Publicidad - Sigue leyendo debajo
        Más de Series TV