Doña Sofía luce sonrisa y su look más rejuvenecedor

La reina emérita ha recuperado el color de pelo que más le rejuvenece para presidir la reunión del Patronato de la Fundación Renal Íñigo Álvarez de Toledo, en Madrid.

doña sofia
Gtres

    El nuevo positivo de Felipe VI en Covid-19 ha hecho que la reina Letizia y doña Sofía protagonicen los actos de la agenda real de esta semana. Tras su visita, fuera de agenda, al banco de alimentos de Málaga, la reina emérita ha recuperado su actividad institucional en Madrid, donde ha presidido la reunión del Patronato de la Fundación Renal Íñigo Álvarez de Toledo, que se celebrará con motivo del 40º aniversario de la entidad, que se creo con el objetivo de acercar el tratamiento a los pacientes y de ofrecerles una atención integral.

    La reaparición de la reina emérita se produce solo unos después de salir a la luz el reencuentro de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin en Barcelona y los rumores de una posible reconciliación. Doña Sofía llegaba al Hotel Rosewood Villa Magna, de Madrid, donde ha tenido lugar el acto, y bajo su mascarilla se podía vislumbrar una sonrisa.

    doña sofia
    Doña Sofía posa con la actual presidenta de la fundación, Isabel Entero Wandossell.
    Gtres

    La reina emérita ha optado por su look favorito compuesto por chaqueta y pantalón, pero lo que más ha llamado la atención ha sido su pelo. La madre de Felipe VI ha vuelto al color que más le favorece. En los últimos años ha llevado canas, también un tono más cobrizo, otro castaño pero sin duda este es el que más le rejuvenece.

    doña sofia
    Gtres

    Doña Sofía colabora activamente con esta Fundación que se creó en memoria de Íñigo Álvarez de Toledo, enfermo renal, fundador, y primer presidente de la asociación de enfermos renales Alcer, quien dedicó los últimos años de su vida a luchar por los derechos de este colectivo y a impulsar la ley de trasplantes. Uno de los principales objetivos de la Fundación era acercar el tratamiento a los enfermos. Un año después de constituirse, abría el primer centro de hemodiálisis: Santa Engracia. Dos años más tarde, en 1985, inauguraba el centro 'Los Llanos' de Móstoles y así continuaría hasta alcanzar los 16 centros que tenemos actualmente en las comunidades de Madrid, Galicia y Castilla y León. Incorporada desde el comienzo la atención psicosocial, el grupo de apoyo no ha dejado de crecer e innovar con nuevas disciplinas y proyectos.

    En 1988 la Fundación da el primer paso en su compromiso con la integración laboral de los pacientes renales y crea un Centro Especial de Empleo. Dedicado al catering, permitía a los empleados compatibilizar un trabajo con su tratamiento tan condicionante. Tras esta experiencia, a finales de los noventa cambia de actividad y crea una lavandería industrial con la que aumenta la oferta de puestos laborales y que está en crecimiento.

    This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    Más de En portada