Cuando el príncipe Harry nos hizo volver a creer en los cuentos de hadas

Recopilamos los momentos más románticos de la Boda Real entre Meghan Markle y el príncipe Harry; sus palabras, los besos, las miradas... 'Cuando Harry encontró a Meghan' y nos conquistó a todos.

Nadie en su sano juicio puede dudar de esta historia de amor, porque a veces, las miradas, hablan mucho más que las palabras. En este 19 de mayo de 2018, un día histórico para la realeza británica, el príncipe Harry nos hizo volver a creer en los cuentos de hadas. Como si de una película, a la que podríamos titular 'Cuando Harry encontró a... Meghan', se tratase, el hijo de Lady Di nos regaló momentos para el recuerdo haciéndonos partícipes de sus tiernas miradas, su nerviosismo... Y deshechos con tanto amor, hemos querido recopilar los momentos más románticos que pudimos vivir ayer en la boda entre Meghan Markle y el príncipe Harry.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Harry espera a su princesa

¡Ay...! Ese príncipe nervioso esperando la llegada de su amada... Sus caras lo decían todo, esos resoplos impacientes, ese abrir y cerrar el puño... Aunque intentó relajarse conversando con su hermano, que no se separó de él ni un segundo, lo cierto es que a Harry los nervios se le notaban desde el otro lado de la pantalla.

Ahí llega la novia

Harry no pudo evitar mirar de arriba a abajo a Meghan con los ojos brillantes. La emoción era inevitable por partida doble; la mujer más guapa llegando al altar, y encima, del brazo de su padre.

Ella tampoco pudo evitar mirar, algo de reojo, a su chico, y la sonrisa tímida se hizo visible en su rostro.

La mirada de Harry a Meghan... ¡Indescriptible!

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Al llegar al altar, ambos se miraron con una ternura que a todos, y a todas, nos hizo pensar; "¡Quiero un Harry en mi vida!".

Todo lo que 'solo saben ellos'

Durante la ceremonia, la pareja se regaló bonitas palabras al oído, y aunque pudimos pillar algunas; "Estás increíble. Soy afortunado" (por ejemplo, es lo que le dijo Harry a Meghan nada más verla), habrá cosas que se quedarán para ellos y solo para ellos.

El momento en que le quitó el velo

Con el pulso tembloroso, Harry se acercó a su chica y le quitó el velo. En cuanto vio lo guapísima que estaba le brillaron los ojos y se mordió el labio.

Siempre de la mano

El momento en que salieron de la capilla fue la más viva imagen de un cuento de princesas (más abajo lo veréis). Harry, sin quitar ojo a su chica y dándole la mano en todo momento, al igual que hizo durante la ceremonia. Ella, con su sonrisa infinita, no pudo ocultar el brillo de sus ojos al mirar a su príncipe.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

¡El beso!

Ese beso digno de portada de revista, caratula de película... Una imagen que, sin duda, pasará a la historia.

Su paseo en carruaje

Cuatro caballos grisos tiraban de un carruaje que se llenó de amor y ternura durante todo el recorrido nupcial. Un paseo que nos dejó imágenes tan bonitas como estas.

Las miradas hablan por sí solas...

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Y como no os mentíamos, aquí os dejamos una imagen que demuestra por qué este enlace nos ha recordado a un cuento de hadas en toda regla. Algo de lo que las redes sociales no han tardado en hacerse partícipes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo