Mila Kunis es 'La chica que lo tenía todo' en Netflix

La nueva película de suspense de Netflix destapa un secreto del pasado de una exitosa neoyorkina que podría arruinarle la vida. Así es 'La chica que lo tenía todo', protagonizada por Mila Kunis.


    Las adaptaciones literarias ofrecen siempre un interés añadido al gusto de disfrutar de una película o serie. Es innegable que para un lector es emocionante redescubrir a los personajes con un nuevo rostro y voz al que imaginaron para ver la historia que les enganchó en imágenes. Pero, también funcionan como ficciones independientes de sus textos originales. Por eso es uno de los géneros de permanente crecimiento en la industria audiovisual, especialmente desde la irrupción de las plataformas en el panorama audiovisual. Netflix lleva años entendiendo que hay grandes historias escondidas entre las páginas de miles de libros y no para de traspasar a la pantalla best-sellers, ensayos y novelas más desconocidas, como demuestra con su último estreno: La chica que lo tenía todo.

    Desde el viernes 7 de octubre podemos descubrir la inquietante historia escrita por Jessica Knoll para su novela del mismo título, que ahora materializamos en la pequeña pantalla con Mila Kunis como protagonista. La chica que lo tenía todo cuenta la historia de Ani FaNelli, una neoyorquina sarcástica que parece tenerlo todo: un puesto codiciado en una revista de moda, un guardarropa espectacular y, muy pronto, una boda de ensueño en Nantucket. Pero, cuando el director de un documental sobre crímenes la invita a contar su versión de un impactante incidente ocurrido en la prestigiosa escuela Brentley donde estudiaba de adolescente, Ani se ve obligada a enfrentarse a una oscura verdad que amenaza con alterar la vida que ha diseñado a la perfección.

    This content is imported from YouTube. You may be able to find the same content in another format, or you may be able to find more information, at their web site.

    La chica que lo tenía todo: reparto y crítica de la película de Netflix

    Dirigida por Mike Barker con guion de la propia Jessica Knoll, La chica que lo tenía todo se suma a otros títulos como Sin pudor o Dualidad, que aprovechan historias de suspense para ampliar con un entretenimiento adictivo el catálogo de Netflix. Este último estreno trata de exponer con fidelidad al libro cómo la vida perfecta de una escritora neoyorkina empieza a tambalearse cuando un documental sobre un crimen la obliga a afrontar la atrocidad que tuvo lugar en su instituto.

    El desarrollo siniestro de la trama del filme es clave para transitar por el suspense de forma eficiente y, aunque las bases están en el guion, en esta ocasión es sustancial la contribución actoral para impregnar de misterio la historia. El giro argumental en el que se destapa el secreto de Ani FaNelli sorprende gracias a la interpretación, principalmente, de su protagonista, Mila Kunis (), pero ese mérito no es únicamente suyo. El halo de tensión se sostiene también en la labor del resto del reparto, formado por Finn Wittrock, Connie Britton, Jennifer Beals, Scoot McNairy, Chiara Aurelia, Justine Lupe, Thomas Barbusca, Alex Barone y Carson MacCormac.

    La película hace un esfuerzo ímprobo por darle peso a la historia que adapta con dificultad el relato en primera persona de la novela, aunque no llega a dar con la fórmula correcta. La chica que lo tenía todo se permite depender demasiado de la interpretación de Kunis, que aunque explora el personaje en busca del dolor que mueve a Ani, finalmente no llega a compensar las imperfecciones del filme.

    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    Más de Series TV