Marta Ortega, destrozada por la pérdida de su abuelo

Manuel Pérez, padre de su madre Flora, ha fallecido a los 96 años, sumiendo a toda la familia en una gran tristeza.

Marta Ortega muerte abuelo
Gtres

El pasado domingo la familia Ortega Pérez tuvo que decir adiós a uno de sus seres más queridos. Manuel Pérez, el padre de Flora Pérez, mujer de Amancio Ortega y madre de Marta Ortega, falleció a los 96 años sumiendo en un profundo dolor a toda su familia. El abuelo materno de Marta tenía cuatro hijos: Flora, la esposa del dueño del imperio Inditex; María Luisa, que no está ligada al mundo de la moda; Jorge, director de Massimo Dutti; Óscar, director de Zara; Estas dos últimas firmas pertenecen al conglomerado empresarial del sector textil del padre de Marta. Al parecer, la mujer de Carlos Torreta estaba muy unida a su abuelo, y en estos momentos tan difíciles se ha refugiado en su familia, que está unida ante esta triste pérdida.

Su familia ha publicado una esquela en 'El ideal gallego' que reza así: "Falleció el día de ayer (domingo), a los 96 años de edad confortado con los Santos Sacramentos. Su familia ruega una oración por el eterno descanso de su alma y la asistencia al funeral que se oficiará en la iglesia de San Cristóbal das Viñas, hoy (lunes), a la una de la tarde. A continuación recibirá cristiana sepultura en el cementerio de dicha parroquia, favores por los que anticipan las más expresivas gracias".

El funeral se ha celebrado en la más estricta intimidad. Una actitud habitual en toda la familia, que guarda con celo su privacidad.

Marta Ortega se encontraba con su marido en el Club de Campo Villa de Madrid, que acogió este fin de semana una nueva etapa del Global Champions Tour 2019, donde se dieron cita multitud de rostros conocidos tanto en el palco como en la pista. Entre las competidoras se encontraba la hija de Bruce Springsteen, Jessica.

Manuel llevaba un tiempo con problemas de salud, pero ninguno de ellos le impidió asistir a la boda de su nieta con Carlos Torreta el pasado mes de noviembre en A Coruña. Su abuelo hizo un gran esfuerzo para estar junto a ella en ese día tan especial, un detalle que Marta no olvidará jamás.

Publicidad - Sigue leyendo debajo