Kiko Rivera sorprende a Anabel Pantoja: "Tengo muchas ganas de verte"

'Sálvame' se preocupaba por la salud del dj y este aprovechaba el momento para mandarle un mensaje a su prima.


    En la tarde del 22 de febrero se ha producido un momento curioso en 'Sálvame'. Los protagonistas de la historia han sido, nada más y nada menos, que Anabel Pantoja y su primo Kiko Rivera. El dj está recuperándose de sus dolores de gota, que ya en redes sociales ha dado a entender que no lo puede estar pasando peor. A pesar de haber acudido a los médicos, las molestias no han remitido. Dolores tan fuertes que le están quitando el sueño y están impidiendo que pueda hacer una vida normal. Dale al play y descubre el acercamiento entre Kiko y Anabel.

    José Antonio León, que se encontraba en la puerta de la casa de Kiko Rivera le mandaba un mensaje para que saliera al balcón y así poderle preguntar cómo se encuentra por estos dolores. El dj está "cojo, pero vivo" y le explicaba a Jorge Javier Vázquez todos los medicamentos que le ha recetado para que consiga que le baje el ácido úrico.

    This content is imported from {embed-name}. You may be able to find the same content in another format, or you may be able to find more information, at their web site.
    anabel pantoja y kiko rivera
    Telecinco

    Su prima se preocupaba por la salud de Kiko y le hacía preguntas al presentador para que se las trasmitiera a su primo. El hijo de Isabel Pantoja, al darse cuenta de que Anabel estaba en plató, le lanzaba un mensaje: "tengo muchas ganas de verte, prima". Esta frase ha levantado los aplausos del plató y la sevillana se sorprendía mucho.

    anabel pantoja
    Telecinco

    La joven se ha quedado bastante en 'shock' al escuchar las declaraciones de su primo. Anabel sabe que Kiko está tomando esta actitud por el estado de salud de su padre y se emocionaba. Estas lágrimas no han sido solo de emoción, sino también de amargura. La sevillana contaba en plató que la última vez que estuvo en casa de su primo, él ni salió de la habitación. ¿Le terminará perdonando?

    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    Más de En portada